Piazza Farnese, un rincón tranquilo y señorial

Piazza Farnese

Por regla general, pasear por la capital de Italia suele estar reñido con la calma y el sosiego. Si bien es cierto que la Ciudad Eterna no deja de cautivar al visitante con un rosario de magníficos monumentos y atracciones, no es menos evidente que resulta difícil encontrar lugares en los que relajarse, sin renunciar por ello a la fascinante belleza del patrimonio arquitectónico de Roma.

En este sentido, la solemne y hermosa Piazza Farnese se erige como la excepción que confirma la regla. Circundada de hermosas fincas y recubierta de un característico adoquinado, este rincón constituye una excelente alternativa para tomar un refresco, almorzar o cenar en un marco incomparable. Y lo que es más importante: burlando la presencia masiva de turistas —cosa que, tratándose de Roma, es de agradecer.

De hecho, se trata de un enclave espacioso y apacible y sin apenas tráfico, por lo que resulta ideal para tomar un respiro. Además, se encuentra muy cerca del vecino Campo dei Fiori, uno de los mercados más concurridos y populares del callejero romano.

Esta cautivadora plaza se halla dominada por el Palazzo Farnese. Ésta construcción renacentista fue diseñada entre 1541 y 1580 por diversos artistas —entre los que se cuenta Miguel Ángel— para el papa Farnese: Pablo III (1468-1549). En la actualidad, el edificio da cabida a la Embajada francesa. Si es posible, se recomienda acercarse hasta allí por la noche, ya que entonces se iluminan los frescos del techo de la primera planta, obra de Carracci. Su fachada, de 56 metros de amplitud, se distribuye en tres pisos.

Por lo que respecta a las dos fuentes de granito que presiden la plaza, fueron realizadas en el siglo XVII a partir de dos bañeras halladas en las termas de Augusto. Ambas están ornadas con azucenas, símbolo de los Farnese.

Para llegar hasta Piazza Farnese, se recomienda tomar los autobuses 46, 62 o 64 a Corso Vittorio Emanuele.

Foto vía: Travel Pod

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Callejero de Roma



También te interesará...

Deja tu comentario